Trazar el itinerario de Turquía a Irán

ANKARA, TURQUÍA. Viernes, 15 de enero de 2016. Desde que llegamos a Ankara, la capital de Turquía, estamos tratando de trazar una hoja de ruta para llegar a Irán. Y no es sencillo. Si una se limitara a mirar el mapa se plantearía como itinerario más sencillo cruzar toda Turquía por la carretera E-88 y E-80 pasando por Erzurum hasta Doğubayazıt y de ahí cruzar la frontera a Bazargan en Irán. Pero no resulta tan fácil como parece y os vamos a explicar por qué.

Sólo aterrizar en el aeropuerto internacional Sabiha Gokcen en Estambul nos daba bastante respeto. El 23 de diciembre de 2015 se produjeron varias explosiones que están siendo investigadas por las autoridades turcas, según las últimas informaciones proporcionadas por el Ministerio de Asuntos Exteriores español. Dos días después de que aterrizáramos en ese aeropuerto, el 12 de enero de 2016, se produjo un atentado en Estambul atribuido al grupo terrorista ISIS. Nos encontrábamos en Bolu, un pueblo de montaña a 300 kilómetros al este de Estambul, de modo que nos enteramos por los medios de comunicación. Cuatro días después, el 14 de enero, un ataque kurdo a un complejo policial en Diyarbakir, al sureste de Turquía, se salda con seis muertos y decenas de heridos. En ese momento nos encontramos en Ankara, la capital turca, que en octubre de 2015 sufrió un grave atentado que acabó con la vida de casi un centenar de personas y decenas de heridos.

Turquía se ha convertido en 2015 en un polvorín

En resumidas cuentas, Turquía es un polvorín. Un polvorín en el que grandes ciudades como Estambul y Ankara sufren atentados de la mano del ISIS. Un polvorín que es puerta de entrada a miles de refugiados sirios que protagonizaron en 2015 la mayor crisis migratoria de todos los tiempos. Un polvorín castigado también por las acciones terroristas del PKK (Partido de los Trabajadores del Kurdistán) que rompió el alto el fuego en julio de 2015 tras el ataque turco a la guerrilla kurda que opera en el norte de Irak. Un polvorín en el que crecen además las tensiones con Rusia por el derribo de un bombardero ruso en aguas turcas en noviembre de 2015.

¿Qué itinerario escogemos?

Pues bien, el sur de Turquía está controlado por el ISIS y el sureste por el PKK, que está ganando posiciones hacia el norte. De hecho, en las provincias de Batman, Tunceli, Erzurum, Ardahan, Kars, Siirt y Diyarbakir se están produciendo enfrentamientos entre militantes del PKK y Fuerzas Armadas y Gendarmería turcas. En todas estas provincias se han declarado zonas especiales de seguridad, en las que la entrada esta sujeta a una autorización de las autoridades turcas en un contexto en el que la situación de seguridad y las medidas de estas autoridades pueden variar día tras día en función de la evolución de los acontecimientos. El Ministerio de Asuntos Exteriores especifica que “cabe insistir en que los riesgos son altísimos”. Evidentemente, no cruzaremos el este ni el sudeste turco.

Otra opción que se nos abre es cruzar a Armenia, no obstante, “las fronteras terrestres con Turquía y Azerbaiyán están cerradas”. Georgia se presenta como la única opción viable. Es un país relativamente seguro, salvo las provincias de Osetia del Sur y Abjasia, que no están bajo el control del gobierno en Tbilisi. Las tropas rusas controlan estos territorios y sus límites administrativos. Sin duda es una buena opción. Sería simplemente cuestión de cruzar a Azerbaijan desde Georgia y de ahí a Irán. Pero de nuevo surge otra problemática. El Ministerio de Asuntos Exteriores desaconseja absolutamente visitar las ciudades de Ganya, Lenkoran y Nardaran, en las que las Fuerzas de Seguridad azerbayanas están realizando operaciones policiales contra el extremismo islámico. Y resulta que Lenkoran es la ciudad más importante antes de cruzar a Irán. Aún así, es la opción más plausible, dado que el PKK controla todo el territorio turco hasta Erzurum y la

frontera turca con Armenia permanece cerrada.

Este es el escenario turco actual, en el que sólo hemos mencionado las particularidades sociales y políticas y hemos relegado las consideraciones geográficas o climatológicas a un segundo plano, dado que generalmente nos inquietan más las acciones del ser humano que las de la naturaleza.

Pequeño resumen de sucesos recientes en Turquía:

Octubre de 2015. Atentado en Ankara que se salda con casi 100 muertos
Noviembre de 2015. Turquía derriba un bombardero ruso
Diciembre 2015. Explosiones en el aeropuerto Sabiha Gokcen de Estambul
Enero de 2016. Atentado en Estambul atribuido al ISIS
Enero de 2016. Ataque kurdo en Diyarbakir, sureste de Turquía